lunes, 11 de febrero de 2013

PAN DE AVENA EN COPOS Y MANZANA


Este pan es increíble, increíblemente bueno, con una miga tierna y  con un sabor difícil de olvidar.

Lo que pongáis entre dos rebanadas de este pan, sea dulce o salado, se convertirá en un bocado delicioso, aunque parezca excesivo, he de deciros que es de los mejores panes que he comido.

Como os decía en la entrada anterior los fines de semana aprovecho para hacer algún pan, entre semana no puedo así que el sábado y domingo siempre reservo tiempo para preparar alguna receta de los libros de pan que siempre andan rodando por el comedor.  Este en concreto lleva señalado desde que lo vi. 




La receta es del libro “hecho a mano” de Dan Lepard pero con bastantes modificaciones, modificaciones forzosas, ya que no tenia masa madre y esta receta llevaba 100 g de masa madre blanca,  y tras eliminar la masa madre hube de rehacer cantidades de harina y levadura, así como tiempos de fermentación.

El resultado me ha encantado, nos ha encantado, hablemos en propiedad y os lo recomiendo al 100%, además al eliminar la masa madre la elaboración del mismo se simplifica.


INGREDIENTES:

50 g de avena en copos

100 ml de agua hirviendo

200 g de manzana pelada y rallada

50 ml de agua a 20º C

1 cucharadita de levadura fresca desmenuzada

350 g de harina de fuerza

½ cucharadita de sal

Avena en copos para el acabado


PREPARACIÓN:

Coloca los copos de avena en un bol pequeño y vierte el agua hirviendo. Déjalo reposar 5 minutos mientras preparas el resto de los ingredientes.

Mezcla la manzana rallada con el resto  del agua ( 50 ml)  y la levadura. Remueve bien para que la levadura se disuelva, después añade los copos de avena que tenías en remojo.  A continuación incorpora la harina 
con la sal y mezcla hasta obtener una masa ligera y pegajosa. Tápalo y déjalo reposar 10 minutos.

Unta con un poco de aceite el banco y amasa 10 segundos, la masa es extremadamente pegajosa, ayúdate de una rasqueta. Engrasa el cuenco con un poco de aceite y deja la masa descansar 10 minutos tapada.  Amasa de nuevo, otros 10 minutos, la masa sigue siendo bastante blanda, no añadas más harina, a medida que la trabajes se volverá más elástica, si te cansas poduedes descansar, a la masa le vendrá bien,  termina con la masa en forma de bola. Vuelve a ponerla en el cuenco, tápala y deja que repose en un lugar templado durante 1 hora.

Espolvorea un poco de harina sobre la mesa y  forma un bátard, una pieza alargada. Coloca la pieza con la unión hacia arriba en un paño enharinado o en un cesto de fermentación enharinado. Tapa y deja que fermente hasta que doble su tamaño.

Precalienta el horno a 210º. Vuelca el pan en una bandeja espolvoreada con harina y decóralo con copos de avena. Hornea en el centro del horno durante 30 minutos, haz vapor cuando metas la pieza, baja la temperatura a 190º y hornea durante 30-40 minutos hasta que el pan alcance un buen dorado, y al sostenerlo en la mano parezca ligero y suene a hueco. Déjalo enfriar sobre una rejilla.

BUENA SEMANA

21 comentarios:

  1. No hay nada como el pan casero y la verdad es que hace tiempo que no hago así que me llevo tu receta.
    Un besito desde Las Palmas y feliz semana.

    ResponderEliminar
  2. Guauuuu.. vaya pan yo quiero un buen trozo , me parece delicioso, es increible que en un horno de casa salga un pan Tan bueno, que corte madre mia¡¡¡besos

    ResponderEliminar
  3. Nunca usei maça em pão,achei a receita bem interessante.
    O aspecto esta delicioso.
    Boa semana
    bjs

    ResponderEliminar
  4. Olá...
    Que aspecto divinal :)... Adorei ;)... Bjokas...

    http://nacozinhadaleonor.blogspot.pt/

    ResponderEliminar
  5. Precioso pan Mari................un bico

    ResponderEliminar
  6. se ve genial ese pan, como hecho demenos un pan así aquí tan lejos :) un beso

    ResponderEliminar
  7. Espectacular....viendo ésto me entran ganas de meterme en la cocina aunque sean las tantas...
    Bss
    Mar

    ResponderEliminar
  8. Hummm que delicia ainda hj vinha p casa com vintade de sovar uma massa.....que lindo ficou o pao e deve ser muito saboroso..

    Bjinhos rose jp

    ResponderEliminar
  9. Ummmmmm...que maravilla un trozo de esa miga tiene que ser deliciosa
    yo tambien aprovecho los fines de semanas para hacer algún capricho culinario.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. ohhhhh que maravilla de pan, el corte me tiene impresionada! bicos

    ResponderEliminar
  11. Que rico ha de estar, y con la manzana me parece un pan muy novedoso, me llevo tu versión...besitos

    ResponderEliminar
  12. Yo intenté hacerlo una vez y me quedó la masa demasiado líquida, asi qque el resultado fue más bien una torta que un pan. La verdad es que se muy rico y tengo todos los ingredientes necesarios, incluida la masa madre (anímate a hacerla, el sabor de tus panes mejorará muchísimo!), creo que este fin de semana me pongo :)

    ResponderEliminar
  13. Qué pan tan fantástico, qué pinta!!

    ResponderEliminar
  14. Tiene un aspecto delicioso. Me llevo tu receta para ponerla en practica. Un beso :)

    ResponderEliminar
  15. Menuda miga te ha quedado, lo que daría por un trocito. Besos.

    ResponderEliminar
  16. Te ha quedado muy rico y con mucha miga como a mi me gusta....también me gustaron los panecillos escoceses, a ver si los preparo ya te cuento jeej. besetssss

    ResponderEliminar
  17. Un pan espectaculaaaaaaaaaaar me has dejado sin palabras ,lo he guardado en favoritos me falta tiempo para hacer todos los fantasticos panes que os veo.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar

Tus comentarios hacen que este blog crezca día a día, gracias por leerme y visitar mi cocina, espero que te guste el menú y que vuelvas pronto.